Feature

20 LEYENDAS URBANAS QUE SIEMPRE TE HAS CREÍDO Y ERAN MENTIRA

25.6.15 Francesc Puigcarbó 0 Comments


Hay leyendas urbanas que son demasiado increíbles para ser ciertas... y demasiado originales para dejar de circular de boca en boco. Estos son algunos de los mitos que forman parte de nuestro imaginario colectivo y se resisten a morir aunque poco tengan que ver con la realidad: 

Ricky Martin y el bote de mermelada
Un caso digno de estudio. Corrían los 90 en toda España, de Madrid al villorrio más remoto de Galicia, corría el mismo rumor. El cantante Ricky Martin sale de un armario para sorprender a una fan en el programa “Sorpresa, sorpresa” y lo que encuentra es a un perro lamiendo la entrepierna de la chica, untada para la ocasión con mermelada. O Nocilla. O paté. O helado. Da igual. Las versiones son infinitas y hoy día aún quedan listos que afirman haber presenciado el momento. Pero ni las versiones concuerdan ni, por supuesto, nadie guarda una copia en VHS del momento. Lo fascinante del caso es como en una era pre-Internet el rumor se extendió como un auténtico viral hasta el punto que los directivos de Antena 3 tuvieron que desmentirlo ante las cámaras.

Walt Disney está congelado
Por supuesto. En un Mercadona de Alicante, bajo unas pizzas cuatro quesos Dr. Oetker. La muerte del creador de Mickey Mouse y su entierro estuvieron envueltos de un gran secretismo. Esto, unido a la pasión de Walt Disney por la tecnología avanzado, insufló vida al rumor según el cual su cuerpo se congeló a la espera de que la ciencia avanzara lo suficiente como para poder devolverle a la vida.

Albert Einstein era un mal estudiante.
Bulo extremadamente popular en los inicios de la época estival, cuando llegan las notas de final de curso y su más que previsible desfile de suspensos. A los padres les gusta pensar que, a pesar de la desastrosa vida académica de su hijo, aún hay esperanzas en él si Einstein era un zoquete en la escuela. Lástima que sea mentira. El científico austríaco ya se había convertido en un maestro del cálculo diferencial e integral antes de los quince años. A esa edad abandonó la escuela, sí, pero no para colgar fotos suyas en Instagram con gorras en las que pone “SWAG”, sino para entrar en un instituto tecnológico suizo. Y aunque tuvo problemas con asignaturas como biología o lengua, se dedicó a ellas tenazmente. Así que si un niño se pasa las horas delante de una pantalla gritando obscenidades a otros jugadores del “Call of Duty” como si estuviese poseído por Satanás, lo sentimos, pero dudamos que sea el próximo Albert Einstein.

En la lápida de Groucho Marx pone “Disculpe que no me levante”
El humorista dijo en una ocasión que ese quería que fuese su epitafio. Y también pidió que le enterraran encima de la tumba de Marilyn Monroe. Pero sus súplicas fueron ignoradas. Lo único que leemos en su lápida es su nombre y fechas de muerte y nacimiento junto a una estrella de David.

La Gran Muralla China se ve desde el espacio
Aunque esta espectacular fortificación se extiende a lo largo de más de 21.000 kilómetros, su anchura no llega a los 5 metros. A lo mejor si tomas mucha Coca-Cola puedes ver desde el espacio la Gran Muralla China, el Dragon Khan o incluso un paso de peatones de Murcia. Pero como ya hemos dicho antes, esta bebida no lleva ningún tipo de estupefaciente, así que lo único que conseguirías sería ponerte un poco demasiado nervioso. Algo no muy recomendable cuando viajas en un transbordador espacial.

La ensalada César la inventó Julio César
El pobre hombre ya tenía bastante jaleo conquistando la Galia y tapándose como podía su alopecia galopante cuando le esculpían después de una victoria, ¿y encima queréis que perdiera tiempo inventándose ensaladitas? Hay alguna discusión acerca del origen del plato, pero generalmente se le atribuye al cocinero italoamericano Caesar Cardini. Lo que está clarísimo es que el general romano no tuvo nada que ver con ello.

La orina es eficaz contra las picaduras de medusa
Uno de los remedios caseros más populares en verano resulta ser un fraude. Si mientras te bañas sufres la rozadura de uno de estos bichos y sales del mar para echarte pis encima de la herida a lo mejor te olvidas un rato del picor. Pero no por el efecto de la orina. Si no por la vergüenza que pasarás mientras la playa entera se ríe de ti.

Los avestruces esconden la cabeza bajo tierra ante el peligro.
A lo mejor en los dibujos animados. Pero en la realidad hacen algo mucho más inteligente: correr. Lo más parecido a esconder la cabeza que hace el avestruz es, ante la presencia de un depredador, bajarla a ras de tierra para disimular su largo cuello.

La NASA se gastó millones en desarrollar bolígrafos que funcionasen sin gravedad mientras los rusos usaban lápices
Solo la mitad es cierta: la de que los rusos utilizaban lápices. Pero los norteamericanos también. El problema era que los lápices están hechos de madera, un material altamente inflamable, y que si su punta se rompe puede flotar por el compartimento y a saber dónde acaba. Sin embargo, el bolígrafo espacial que funciona en la gravedad cero sí que existe. Lo desarrolló la empresa Fisher Pen Co. y luego se lo vendió a la NASA.

El pelo y las uñas crecen después de morir
Una imagen habitual en las películas de aventuras: los protagonistas abren una tumba y se encuentran un cadáver con la melena de un cantante de heavy y las garras de Lobezno. Pero se trata tan solo de un efecto óptico. Cuando fallecemos nuestras carnes se deshidrata y encogen, presionando hacia fuera nuestras uñas y cabellos.

El ingrediente secreto de la Coca-Cola es la cocaína
Vamos, si eso fuese cierto, tendríamos millones de aprendices de Walter White por el mundo intentándose hacerse ricos con una caravana, unas probetas, cargamentos de Coca-Cola y unas cuantas neuronas de menos. Sin embargo, a finales del siglo XIX la hoja de coca sí que era usada en la preparación del refresco, así como en la de muchos medicamentos. De hecho, originalmente la Coca-Cola se comercializó como tónico para la salud. Pero en 1929 este ingrediente fue apartado de la elaboración de la popular bebida, y nunca más se recuperó.

Digerir un chicle cuesta 7 años
Lo que nos ha costado años de digerir es este bulo, uno de nuestros mayores terrores de infancia. Realmente, el chicle, compuesto por goma, elastómeros, emulsificantes y otros compuestos quícimos de imposible pronuncia, se resisten a ser disueltos por nuestros jugos gástricos. Pero esto no quiere decir que la sustancia se quede pegada a nuestro estómago. Sencillamente pasará por nuestro sistema digestivo y caerá dentro del wáter con una forma muy similar a la entró por nuestra garganta.

Los hombres piensan en sexo cada 7 segundos
Y seguimos con el número 7. Pero esto es fácil de resolver. ¿Eres hombre? ¿Sí? Ok. Concéntrate. Pon la mente en blanco. Cuenta lentamente hasta 7. Vamos a ello: 1, 2, 3, 4, 5, 6 y 7. ¿Has pensado en sexo? ¿Verdad que no? Pues a otra cosa.

Al final de “Doraemon” Nobita está en coma
Antes de Internet, este rumor era muy difícil de desmentir, y los que vivíamos pegados al televisor con un bocata de Nocilla esperábamos con terror el día en que llegaría a nuestras pantallas el fatal desenlace del gato cósmico. Pero era una trola. Doraemon ha tenido varios, tanto en los cómics como en la serie de TV. En todas ellas, el robot felino sencillamente vuelve al futuro. Sin embargo, las aventuras de Doraemon siguen activas hoy en día, por lo que no existe ningún final que se considere definitivo. Aunque si Abiko Motoo, el único superviviente del dúo que creó a Doraemon, quiere darle el carpetazo a la serie, a mí me gustaría que fuese con uno de los falsos desenlaces que circulaban hace años: a Doraemon, sencillamente, se le acaban las pilas y Nobita tiene que buscarse la vida.

Los cocodrilos en las alcantarillas de Nueva York
Quizás la reina de las leyendas urbanas. Según se dice, los matrimonios de neoyorquinos adinerados que pasaban las vacaciones en Florida volvían a casa con un pequeño cocodrilo como mascota. Cuando el bicho llegaba a los dos palmos, se asustaban y lo enviaban a las alcantarillas por el retrete. Allí, supuestamente, se adueñaba de la cadena trófica convirtiéndose en el máximo depredador. Pero en las alcantarillas de la Gran Manzana pocas cosas hay para comer a parte de excrementos, restos de comida y ratas gigantes, un problema mucho más real para los que se paseen por ellas.  En todo caso, las necesidades energéticas de un cocodrilo no pueden saciarse con el escaso y pésimo bufet libre que ofrecen las alcantarillas de Nueva York.

No hay Nobel de Matemáticas porque la mujer del creador del premio le puso los cuernos con un matemático
No estaría mal la historia, si no fuese que, para empezar, Alfred Nobel jamás estuvo casado. Aunque, eso sí, tuvo tres amantes, y podría ser que alguno se enrollara con un matemático a sus espaldas. Incluso se apunta un nombre, Gosta Mittag-Leffler. De él se dice que estaba enemistado con Nobel y que, aun descartando la teoría del romance,  la decisión de no incluir una categoría dedicada a las Matemáticas en sus premios vendría motivada por el miedo del patrocinador a que Mittag-Leffler se llevase el premio. Por desgracia, la realidad es mucho más decepcionante. Sencillamente Nobel omitió las Matemáticas porque no creía que fueran un saber determinante para el avance de la sociedad. Por supuesto, se equivocó, y el hueco fue llenado años más tarde por las Medallas Field, que premian a los mejores matemáticos.

“Ave César, los que van a morir te saludan”
O como es más conocida en latín: “Ave Caesar Morituri te Salutant”. Esta melancólica frase, popularizada por los cómics de Astérix y películas ambientadas en la Antigua Roma como “Gladiator”, es más frecuente en la ficción que en la realidad. Algunos historiadores la recogen en sus libros, como es el caso de Suetonio, aunque con un inicio distinto: “Ave Imperator” en lugar de “Ave Caesar”.

A Mariah Carey le gustaría estar delgada como los niños africanos. Pero “sin las moscas y todas esas cosas a su alrededor”
Por muy diva que sea, Mariah Carey jamás dijo algo así ni remotamente parecido. La frase proviene de una entrevista falsa con intención satírica publicada en una web llamada Cupcake. Aunque no deja de ser significativo que mucha gente crea que Carey sería capaz de soltar una burrada como esta.

Winston Churchill: “Los fascistas del futuro se llamaran a sí mismos antifascistas”
Una frase de culto en Twitter, en la que el político británico pronostica un fascismo de izquierdas en el futuro. Pero no hay mucho donde rascar. Churchill jamás digo esto y las únicas fuentes que se lo atribuyen son tuits de usuarios con banderas españolas pre-constitucionales en sus avatares.

Los gatos bonsái
Una idea brillante. ¿Recuerdas cómo de mono era tu gatito cuando llegó a casa? Pero míralo ahora: una soñolienta bola de pelo y grasa castrada que solo se levanta para comer. Afortunadamente, en el año 2000 la web BonsaiKitten.com dio con la solución. Utilizar una técnica japonesa para mantener a tu gatito pequeño por siempre jamás. ¿Cómo? Haciéndole pasar horas dentro de un jarrón para evitar su crecimiento. Por supuesto, tal salvajada no verdad ni tan siquiera efectiva (suponemos). BonsaiKitten.com era una web humorística y lo único que meten en jarrones los japoneses son las sandías para que crezcan cuadradas.


http://facebook.com/LaVanguardia

0 comments: