La Guardia Nacional Republicana (GNR) llevará a juicio a una mujer que colgó en Facebook una fotografía de un coche patrulla aparcado en el mismo lugar en el que ella había sido multada. El hecho aconteció en Fuseta (en la región sureña del Algarve), donde la afectada reaccionó así después de haber tenido que pagar 30 euros a causa de un estacionamiento indebido en un área reservada para carga y descarga.
Presa de la indignación, no dudó en realizar una instantánea del vehículo en ese mismo enclave, no sin antes haber comprobado que los agentes se encontraban desayunando en una cafetería cercana.

En pocas horas, ya había logrado llamar la atención de unas 15.000 personas a través de la red social, lo que llevó al cuerpo a estudiar el caso y responder igualmente a través de Facebook: «La GNR [equivalente a la Guardia Civil] quiere aclarar que los militares se encontraban en el interior de la pastelería para localizar a un conductor que había dejado su camión en un lugar reservado para personas con alguna deficiencia. Para clarificar esta situación, y ante la imposibilidad de hallar un rincón más adecuado, los militares aparcaron en la zona que se identifica en la fotografía».

«Por tanto, es falso que estaban desayunando. Estaban defendiendo los derechos de otros ciudadanos. Siendo así, no podemos aceptar las acusaciones vertidas porque atentan contra el buen nombre de la institución. Por esta razón, se comunicarán los hechos a la autoridad competente a efectos criminales», concluye la GNR en un mensaje que ha causado estupor en Portugal por su desproporcionada virulencia.

Tanto es así que el cuerpo ha elevado ya una demanda judicial por medio del abogado Luís Filipe Carvalho. El escrito señala a la mujer en cuestión por «incurrir en difamación».

obviamente, hay que creer la versión de la denunciante, que aparquen mal la policia para ir a desayunar o a beber algo  es habitual, digan lo que digan los de GNR

Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios