“Revuelta en el frenopático. El hombre del tiempo ahorcado”. El gobierno ruso no quiere -de momento- llegar a estos extremos, aunque todo se andará. De momento, planea castigar con multas a los hombres (y mujeres) del tiempo que se equivoquen en su pronóstico, según podemos leer en El Tiempo Hoy.

La medida ha sido anunciada por el ministro ruso de Situaciones de Emergencia, Vladímir Puchkov, después de que las lluvias y los vientes huracanados se cobraran la vida de 16 personas y heridas a otras 200. Normalmente, se envían mensajes de texto a todos los móviles registrados, pero esta vez no fue así. No es que el pronóstico estuviera equivocado, no, es que no llegó a sus destinatarios.

Pero la venganza es un plato que se sirve frío en Siberia, así que el ministro ha decidido tirar por la calle de en medio y haber responsables de los errores al hombre del tiempo: “ya es hora de crear un sistema de responsabilidad económica para que las filiales locales de la Agencia Rusa de Meteorología respondan por pronósticos erróneos”. - strambotic - publico.es

Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios