La nueva tendencia en fisonomía masculina, el llamado 'Dad Bod' ('cuerpo de papá') o 'fofisano', está incendiando la red. Son los hombres con una saludable barriga cervecera frente a los 'fitness'. La reacción de los nutricionistas no se ha hecho esperar: Deporte y salud van de la mano.

Es el típico hombre con un equilibrio agradable entre una panza cervecera y el ejercitarse. Ese tipo 'gordiflaco' que sólo hace deporte ocasionalmente, pero bebe generosamente los fines de semana y disfruta de buenas comilonas.

Es la nueva moda del 'fofisano', una iniciativa conocida en Estados Unidos como 'Dad Bod' que está inundando la red de imágenes de famosos, como Leonardo DiCaprio, Jason Segel o Ben Affleck, y de miles de espontáneos en defensa del "hombre real".

Todo empezó hace unas semanas, cuando Mackenzie Pearson, una estudiante de la Universidad de Clemson, utilizaba el balcón público de 'The Odyssey' para defender al que llamó "cuerpo de papi".

La joven se refería al atractivo que entre las mujeres suscita el hombre joven suficientemente sano pero de cuerpo ligeramente fofo, que no gordo, y que no están obsesionados con su cuerpo, lo que los hace más humanos, naturales y atractivos.

En un momento en que el 'running' y todo tipo de disciplinas para estar en forma llenan gimnasios, calles y parques, esta idea ha abierto un encendido debate que ha reventado la red: 'Fitness vs fofisanos'.

Puede que el michelín resulte bello, pero los expertos alertan de que no se trata de modas. Aconsejan no tomarse en serio dietas como la 'capicúa', que aparece en sentido humorístico en la web de fofisanos, y recuerdan que la alimentación equilibrada, el deporte y la salud van de la mano. eleconomist.es

Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios