La cosa no es nueva, se ve que se lo inventó un señor suizo en 1994, pero no deja de ser una tontería tonta, de estos pseudo deportes friki gilipuà que abundan cada vez más, aunque este no parece haber conseguido demasiado éxito entre el personal aburrido que está A LA PAGE de cualquier rareza que salga. Nada, si os apetece, ya lo sabéis: practicad el kangoo jump. Puede ser divertido ..... ¡o no!

 
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios