Unos 9.000 cocodrilos que pertenecen a una de las empresas del Grupo Continental de Honduras, acusado por Estados Unidos de lavado de dinero de estar ligado al narcotráfico, están sin alimento desde hace más de un mes por la crisis económica que atraviesa la organización. Los reptiles son cuidados por unos 20 empleados de la Fundación Biológica Jaime Rosenthal, situada en Villanueva (norte), que se ha quedado sin fondos para alimentar a los animales, mientras los trabajadores ignoran su futuro porque no les pagan, informó este jueves el diario La Prensa, que se edita en San Pedro Sula. 
El rotativo hondureño indicó que la Fundación Biológica Jaime Rosenthal, que también es un criadero de pieles para exportación, pasa por una crisis por la falta de fondos, al igual que las empresas de Grupo Continental, de las que varias han sido aseguradas por la Oficina Administradora de Bienes Incautados (OABI). Los trabajadores indicaron que los cocodrilos llevan casi 40 días sin comer debido a que no hay dinero ni para pagar los camiones que trasladan el alimento, que consiste en desperdicios de carne, informó el medio local. 
Uno de los trabajadores, que según el medio prefirió el anonimato, dijo que no saben si quedarán sin empleo, ni si les pagarán, pero que les preocupa la situación de los animales. Uno de los reptiles que estaba en área de recuperación murió en los últimos días por hambre, según el rotativo. 20minutos
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios