No tenemos mucha información sobre el origen de esta tendencia, pero parece interesante la idea de convertir a nuestras mascotas en complementos de moda como pendientes, collares o piercings. Suponemos que lo ideal es utilizarlos mientras están vivos, aunque no descartemos que los taxidermistas tengan algo interesante que aportar. En primera instancia parece que los hamsters son los animalillos más adecuados, pero no descartemos a gatitos, caniches y cachorros de cualquier especie. Visto en Bitsandpieces - nopuedocreer.com
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios