La cadena estadounidense de comida rápida McDonalds reducirá el número de apariciones públicas de su emblemático clown, Ronald McDonald, para evitar atemorizar al público en plena epidemia 'de' payasos siniestros 'en EEUU.

En vísperas de Halloween, que millones de estadounidenses celebran poniéndose vestidos horripilantes, la psicosis en torno a estas siluetas terroríficas de payasos, a veces armados con cuchillos, que se ha extendido desde de agosto ha adquirido una nueva dimensión e incluso ha saltado en Europa.

Una víctima inesperada de este inquietante fenómeno ha sido la mascota de McDonalds, Ronald, su famoso clown caracterizado de amarillo, con grandes zapatos y una enorme boca roja.

"McDonalds y sus franquicias en los mercados locales son conscientes de la actual clima alrededor de estos payasos percibido por los residentes y han reflexionado en consecuencia sobre las participaciones de Ronald McDonald en las actividades organizadas con sus habitantes", señaló una portavoz de McDonalds, Terri Hickey, a la CNN.

INICIO EN CAROLINA DEL SUR

"Esto no quiere decir que Ronald McDonald no hará ninguna aparición, sino que sobre todo reflexionar sobre sus participaciones en las actividades organizadas en este momento", precisó Hickey.

Las primeras apariciones de estas siluetas escalofriantes tuvieron lugar en agosto en Carolina del Sur, cuando la policía fue requerida para investigar informes que señalaban que hombres vestidos de payasos intentaban atraer niños hacia el bosque.

DECENAS DE ESTADOS DE EEUU

Estas informaciones se revelaron posteriormente como falsas, pero desde entonces, apariciones similares de clowns rondando cerca de escuelas o empresas, a veces armados o al volante de camionetas, surgieron en decenas de estados norteamericanos .

El fenómeno ha llegado hasta los Países Bajos y el Reino Unido, donde también se han visto clowns armados con cuchillos. En Francia, los 'payasos malvados' aparecieron previamente en otoño de 2014. EP.CAT
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios