Dormir en una tienda de campaña tiene su encanto. Para los niños no hay ningún problema, pero los adultos, a la hora de acostarse en el suelo, pueden echar en falta la comodidad del mullido colchón de su dormitorio.
La tienda de cama DDASUMI no tiene suelo. Así se puede adaptar a la superficie de descanso que uno quiera. Podremos disfrutar en la intimidad de nuestro refugio personal sin tener que despertarnos con las lumbares destrozadas.

Visto en Incredible Things - nopuedocreer.com
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios