A veces los delitos se cometen como el menor de dos males. Una madre puede hurtar en tiendas para alimentar a sus hambrientos hijos, por ejemplo. Algunos prisioneros reinciden cuando consideran que la vida en el interior es mejor que la vida en el exterior.
John Ripple, de Kansas City, Estados Unidos, tenía una razón diferente para cometer un crimen: estaba enfermo y cansado de vivir con su esposa, por lo que decidió robar un banco para poder ir a prisión y ya no tener que lidiar con ella, según informa Daily Mail.

Pero, gracias a la decisión de un juez, el plan ha salido mal, ya que ahora tendrá que vivir con ella. Sí, el castigo de Ripple ha sido el arresto 
En septiembre del año pasado, Ripple entró en el banco y le dijo al cajero: «Tengo un arma, dame el dinero». Le entregaron casi 3.000 dólares, pero en lugar de salir con el dinero en efectivo se sentó en la recepción. Cuando un guardia de seguridad del banco se le acercó, declaró: «Soy el hombre que estás buscando». Un agente del FBI contó cómo Ripple había discutido con su esposa, que lo acompañó al juicio, y le escribió diciendo: «Prefiero estar en la cárcel que en casa». Como era de esperar, se declaró culpable y podría haber sido condenado a 37 meses de prisión, pero su abogado y fiscales federales pidieron clemencia. El juez Carlos Murguia sentenció a Lawrence a seis meses de arresto domiciliario, así como tres años de libertad vigilada, incluyendo 50 horas de servicio comunitario.

Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

1 comentarios

  1. If you're looking to buy bitcoins online, PAXFUL is the #1 source for bitcoins as it allows buying bitcoins by 100's of payment methods, such as MoneyGram, Western Union, PayPal, Credit Cards and even exchanging your gift cards for bitcoins.

    ResponderEliminar