Camarera "guapa, simpática, con mínima experiencia y buen pecho". Estos eran los requisitos que se exigían para un puesto de trabajo en Sanxenxo (Pontevedra) y que ha llevado al gobierno local a interponer una denuncia para esclarecer el origen de este reclamo.La concejal de Igualdad del Ayuntamiento, Sandra Fernández Agraso, ha asegurado que su departamento actuará "con contundencia" ante cualquier anuncio o reclamo que "degrade" a la mujer o busque "intercambiar" un posible puesto de trabajo por favores sexuales.Tras denunciar ante la Guardia Civil y ante la secretaría general de Igualdad de la Xunta el contenido de un anuncio por palabras publicado en la web Milanuncios, Fernández Agraso ha acompañado al cuartel de Sanxenxo a una de las jóvenes que recibió respuesta tras solicitar el puesto de trabajo.
Una oferta en la que el presunto empresario exigía por escrito a las demandantes que le mostrasen su cuerpo antes de decidir su incorporación al 'staff' de la empresa."Creo que la intención del anunciante era utilizar la marca y el nombre de Sanxenxo para obtener un mayor número de respuestas", ha asegurado Fernández Agraso, quien ha adelantado que en tan solo 12 horas el polémico anuncio recibió más de 13.300 visitas. 
Según publica 'El Faro de Vigo', a dos mujeres que respondieron al anuncio se les ofreció dinero a cambio de sexo."El anuncio fue cambiando en los dos días que permaneció activo, y mientras al principio buscaba captar a chicas para un supuesto trabajo de camarera, luego ya fue introduciendo otro tipo de conceptos sexistas, machistas, mezquinos y denigrantes", ha denunciado.Según la concejal, en la respuesta a una de las candidatas, el supuesto empleador le dice: "¿Comprendes lo que implica la oferta, verdad?, de ahí la alta remuneración, 3.200 euros más incentivos, según valía e implicación personal con el director (relaciones esporádicas), gracias".Por ello, Fernández Agraso solicita en su denuncia que se rastree el anuncio a fin de localizar a la persona que lo colocó, ya que, a su juicio, se trata de un caso "muy grave" que también ha puesto en conocimiento del Observatorio Estatal de Violencia de Género.
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios