El último fin de semana, durante la competencia de Santa Cruz, Bolivia, un can se atravesó en la pista justo cuando se aproximaba el corredor uruguayo, Fernando Zuasnabar, pero sucedió un milagro, el coche se levantó y pasó por encima del pequeño animal. La suerte quiso que el Mitsubishi tomara altura milésimas de segundo antes de chocar al animal. Un milagro que rápidamente se viralizó en las redes sociales, según informa el sitio misionesonline.net.

 
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios