BATALLA EN UN TREN DEL REINO UNIDO POR CULPA DE UNOS BAGELS


La prensa británica destaca hoy en sus portales web la curiosa batalla que se orquestó este fin de semana en un tren que partía de Londres rumbo a Peterborough. Muchos jóvenes regresaban ebrios a sus casas con el último transporte público tras una noche de fiesta. En un momento del trayecto encontraron divertido colocar bagels en la cabeza de otros viajeros y la situación se les fue de las manos.

Tal y como puede verse en alguno de los vídeos que compartieron los pasajeros, los jóvenes la emprendieron con un chico rubio. Fueron poniéndole trozos de estos tradicionales panecillos ingleses en la cabeza para hacer la gracia. Aumentaron el tamaño hasta ponerle unidades enteras. Al principio el afectado por la broma pareció tomárselo con humor, pero se le acabó la paciencia.
En el vídeo se ve como hasta en seis ocasiones el joven se levanta para coger el bagel que le han puesto en la cabeza para tirarlo por la ventana. De mientras le gritaban burlas como “tiene un bagel en la cabeza”. Poco a poco se fue calentando hasta que acabó a golpes con alguno de los ‘graciosillos’.

La tensión crecía por momentos. En otros asientos también se estaba caldeando el ambiente entre dos féminas fuera de sí. No se aprecia por qué empezó esta otra discusión, pero cuando intentaban enzarzarse tuvieron que intervenir varios jóvenes para separarlas y que la pelea no fuera a mayores.
Uno de los que grabaron el turbulento viaje en tren ha desvelado en la prensa inglesa que la situación parecía propia de la serie Black Mirror. “La única palabra que define esto justamente es ‘surrealista’. Era completamente irreal”, explica el joven Dougie.

El escándalo era tal en el vagón que el maquinista detuvo el tren en la estación de Hertfordshire y avisó a la policía. Algunos pasajeros que habían tenido sus más y sus menos se bajaron allí mismo para solucionar sus problemas a golpes antes de que llegaran los agentes.
Cuando la policía entró en el “vagón de la batalla” todo estaba en calma y paz. Los jóvenes se asustaron y ninguno se atrevió a hacer declaraciones ante los agentes. Las víctimas de las bromas pesadas también guardaron silencio y nadie denunció los hechos, así que los agentes se fueron de allí sin hacer detenciones tras casi 20 minutos parados.

Lo ocurrido la noche del domingo en este tren de Reino Unido ya se conoce en las redes sociales como #BagelGate . Le han dedicado hasta memes propios utilizando imágenes de rabiosa actualidad, como la acontecida en la gala de los Oscar cuando el productor de La La Land mostraba la tarjeta que demostraba que Moonlight era la mejor película.

 
Share on Google Plus

About Francesc Puigcarbó

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.

0 comentarios:

Publicar un comentario