Un joven australiano se despertó del coma habiendo olvidado su lengua materna, y solo era capaz de expresarse en chino mandarín. Este joven llamado Ben McMahon sufrió un grave accidente de tráfico que le hizo entrar en coma. Afortunadamente, logró despertarse pasada una semana, aunque sufrió una secuela realmente increíble. Y es que, a pesar de ser australiano, tan solo era capaz de expresarse en chino mandarín, según publica BBC.

Al parecer, como fruto de la fuerte colisión que sufrió, se le olvidó por completo su lengua materna, y solo sabía hablar en perfecto chino, a pesar de que es un idioma que solo había estudiado a nivel básico en el colegio, y en el que nunca había logrado expresarse. Aunque es una situación de lo más extraña, no es la primera vez que alguien despierta del coma hablando una lengua que no es la suya. Se trata del síndrome del idioma extranjero, sobre el que los expertos aún no tienen muchas respuestas.

Aunque no recuerda casi nada del accidente, se golpeó más fuertemente en el lado izquierdo de la cabeza, donde se encuentra el área de Broca, asociada al aprendizaje del lenguaje. Por fortuna, McMahon, de 24 años, ha logrado volver a hablar en inglés, recuperando así su lengua materna. Pero además, el joven no ha olvidado el chino mandarín, gracias a lo cual ha conseguido encontrar novia a través de un programa de citas chino. que.es
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios